viernes, 30 de diciembre de 2016

La magia se encuentra en el camino

EXTRA!

La Navidad es la época perfecta para la ilusión. Las calles se llenan de luces de colores, nos volvemos a sentar alrededor de la mesa con nuestros seres queridos y los mayores grabamos a fuego las caras de emoción de los niños cuando encuentran bajo el árbol los regalos que tanto habían deseado y subrayado en su carta de Reyes. Si hay un tiempo para el cariño, las sorpresas y la reflexión, ese es probablemente en el que estos días nos vemos inmersos.

Para recordar que la magia también está en el camino, Repsol lanza una campaña en la que enternece con la historia de un niño y un cachorrito abandonado que se conocen en un área de servicio. Mientras sus padres compran en la tienda, el pequeño juega con el perro, en cuyos ojos se observa las ganas que tiene de tener una familia que le quiera de verdad.

Tras demostrar lo tierno que puede llegar a ser, el niño queda prendado del animal en una historia de amor que parece concluir cuando sus padres vuelven para continuar el viaje. Es entonces cuando el chico aprovecha para pedir a los Reyes Magos un deseo con toda la fuerza de su corazón: un compañero inseparable. La historia tiene un final feliz cuando, viendo la tristeza con la que su hijo se separada del perrito, los padres detienen el coche para dar la bienvenida al nuevo miembro de la familia.


Luca, como le llama el encantador cachorro del precioso anuncio, se come a lametones a su nuevo papá, con el que tendrá la suerte de recibir una segunda oportunidad y dejar atrás el abandono que cada año sufren más de 100.000 perros en España. Para luchar contra esa lacra, Repsol ha llegado a un acuerdo de colaboración para auxiliar a los perros abandonados en sus áreas de servicio gracias a la colaboración de la Guardia Civil (SEPRONA).

Porque sabemos que muchas familias están deseosas de tener a su propio perro en casa, te animamos a que tengas en cuenta las protectoras de animales, perreras municipales e incluso a aquellos conocidos que ya no quieren o pueden continuar cuidando a sus peludos. Son miles los pequeños que te esperan sin que tengas que hacer un gran desembolso económico como si fueran mercancía. Juntos podemos lograr que esta Navidad sean muchos Luca los que conozcamos. Porque estas fiestas a ellos también les podemos llenar de ilusión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario