martes, 23 de mayo de 2017

El hotel del que todos hablan

EXTRA!

En el corazón de la ciudad, a apenas dos pasos de la Gran Vía, se encuentra un hotel con tres años de vida en el que el diseño, la elegancia y el cuidado por los detalles enamoran desde que se cruzan sus puertas. Es un secreto a voces que el Índigo se ha convertido en uno de los establecimientos más valorados y recomendados de la capital, no sólo por el tesoro que esconde en su última planta.

A cinco minutos de la Puerta del Sol, la Plaza Mayor y el Palacio Real, se encuentra un hotel boutique en el que los amantes de las estancias diferentes no se quitarán la sonrisa de la boca. Con una importante presencia de diferentes murales y fotografías en cada uno de sus exclusivos espacios, la vibrante energía de la Gran Vía se cuela en sus instalaciones. Situado en la calle Silva, entre su oferta destaca un parking para los clientes, un potente gimnasio con máquinas de última generación y conexión WiFi gratuita en habitaciones y estancias comunes.

Adaptado a personas con movilidad reducida, su business centre (abierto las 24 horas) cuenta con ordenadores de uso gratuito que podrás disfrutar, por ejemplo, mientras realizan la limpieza diaria de tu cuarto. ¿Que cómo son las habitaciones? Sobre todo, amplias, con una gran cama de la que te costará salir. En cada uno de sus 85 cuartos encontrarás televisores de pantalla plana, máquinas de café Nesspresso y amenities de lujo de la marca Aveda, además de un albornoz y zapatillas. Quitarte el cansancio del cuerpo será fácil gracias a su ducha de lluvia. Pregunta, también, por sus habitaciones ejecutivas y por su suite de 45 metros cuadrados con jacuzzi y vistas panorámicas a la Sierra de Madrid.


En cuanto a su oferta gastronómica, el restaurante El Gato Canalla ofrece en su primera planta una propuesta basada en la cocina española con toques modernos, abriendo el día con desayunos variados. Tapas como las croquetas caseras, las empanadillas de berenjena rellenas de ternera picante con mahonesa de curry de manzana y caramelo de soja, el jamón ibérico o el tartar de salmón te impresionarán.

Las ensaladas, pizzas, sándwiches y hamburguesas dejan paso a postres como el tiramisú, el brownie de chocolate y una sana ensalada de frutas con (atentos) sorbete de mojito. Es importante destacar que ni los celiacos ni los vegetarianos tendrán problema a la hora de disfrutar de la carta, con opciones pensadas para ellos. Un consejo en cuanto a su carta líquida: pregunta por las cervezas de Madrid. Reservando por El Tenedor, por cierto, podrás disfrutar de sus bocados con un 40% de descuento.

Además del restaurante, el Hotel Índigo cuenta con un precioso gastrobar en el que te costará no abusar de la cámara de fotos mientras disfrutas de un cóctel antes de quemar la noche por Chueca, Huertas o Malasaña. Y, ahora sí, ha llegado el momento de hablarte de la joya de la corona: su terraza llena de color en la planta 12, diseñada por la arquitecta Teresa Sapey, donde disfrutar –en diferentes ambientes- de los mejores atardeceres de la ciudad en sus tumbonas de colores. 


Leer un libro, pedir una consumición o sumergirse en su exclusiva infinity pool es un auténtico lujo, con vistas que van desde la Casa de Campo hasta el distrito de Moncloa. Su horario, de 10.30 h. a 01.00 h. (hasta las 02.00 h. los fines de semana) permite descubrirla en cualquier momento del día. El mural 'De Guernica a Madrid', de la ilustradora Sol Felpeto, remata una estancia idílica. Habitualmente, en las plantas altas del hotel se celebran eventos. El público, por su parte, podrá empezar a disfrutarla desde el viernes 26 de mayo.

Desde su bonita piscina es fácil acceder al Sky Lounge Cocktail Bar, un espacio elegante situado en la planta 11 donde huir del calor y disfrutar de bebidas frías bajo un impactante techo acristalado. Y si lo que buscas es una zona en la que mantener una conversación íntima, el Espacio Concha Velasco, en su planta baja, es lo que necesitas. La riqueza y diferenciación de espacios son dos de los puntos fuertes del hotel.

Con una atención excelente por parte de todo el personal, decantarse por el Hotel Índigo es hacerlo por un espacio de primera en el centro de Madrid, donde el descanso, la diversión y el cuidado por el cliente marcan una experiencia que aquellos que han apostado por él no se cansan de recomendar en plataformas como TripAdvisor. Hazlo tú también y deja que tu visita a Madrid se convierta en algo inolvidable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario