martes, 21 de diciembre de 2021

Un puerto de mar en plena Playa Mayor

 EXTRA!

Arrabal en la Plaza Mayor

Toda persona que conozca bien los mercados de abastos de Medina Mayrit sabrá que los mejores productos del mar se encuentran en la capital, con el permiso y después de la costa española. El restaurante Arrabal recoge esa tradición marítima, apostando por productos de temporada y piezas de máxima calidad.

Este proyecto abrió en 2019 en pleno corazón de Madrid. La idea de instalarse en la Plaza Mayor fue acercar al madrileño de barrio al centro, donde pudiese encontrar productos de primera calidad a un precio competente. No solamente hay productos del mar en su carta, sino que también es posible degustar uno de los mejores cachopos de la ciudad, pedir un picoteo entre horas, probar alguno de sus cinco opciones de desayuno e incluso reservar una cena con espectáculo.

Uno de sus puntos fuertes es el menú maridaje con champagne Nicolás Feuillatte, de origen francés y ubicado en el área de Côte des blancs, corazón e historia de los caldos del país vecino. Este champán de aromas delicados y ligeros, con aguja de gran tamaño y sabor elegante, fino y mineral, concuerda perfectamente con los platos que se van presentando en el menú. El maridaje siempre aparece en nuestro imaginario colectivo como aquel que casa perfectamente con un vino y la comida que vayamos a tomar. Así, Arrabal nos ofrece un giro de rosca con esta atrevida opción.

La aventura gustativa empieza con unas zamburiñas a la plancha, con un toque de ajo que potencia el sabor del champagne. A continuación, una pasta fresca negra gracias a la tinta del calamar, con una salsa americana que mejora el sabor gracias a la aguja del caldo. El tercer plato es un tataki de atún, con un toque dulce y maíz para dar el toque crunchy. Además, la salsa está reducida en sartén y el atún se termina de sellar de forma caramelizada. El menú sorprende con un estupendo cierre cárnico: unas impresionantes carrilleras glaseadas sobre parmentier de patata que se deshace en boca.

El mejor marisco de Madrid

Todos los platos vienen acompañados con una generosa ración de panes variados, pudiendo elegir entre pan de avena, amapola, sésamo y pipas de girasol. El postre pone el broche de oro con una tarta fluida de queso al horno que encaja perfectamente con el champán elegido, un maridaje que a priori uno no esperaría. Este menú degustación tiene un precio de 38,50 euros por persona, IVA incluido.

La experiencia todavía no ha terminado, ya que Arrabal ofrece una exclusiva carta de cócteles que disfrutar en su terraza o en sus espectaculares antiguas bóvedas subterráneas de arco ojival, decoradas con exquisitas obras de arte, una iluminación íntima y un mobiliario moderno que te acoge y acomoda.

El restaurante también ofrece menús con espectáculo, con aforo de hasta 80 personas, además de un amplio horario que presume de cocina abierta desde las 09.00 h. hasta la 01.00 h. de la mañana, los siete días de la semana. Eso sí: al estar situado en el número 23 de la Plaza Mayor es más que recomendable reservar con antelación para tener asegurada la experiencia. Eso y consultar las ofertas que a menudo suelen ofrecer a través de The Fork.

Sin duda, Arrabal es un local de referencia en pleno centro de Madrid, donde la calidad de sus productos, su menú maridaje, el cachopo, su amplia carta de bebidas y su espacio mimado al detalle es un referente de la nueva gastronomía que hoy en día puede disfrutarse en la capital.


Álvaro Senda

No hay comentarios:

Publicar un comentario